Corría el verano de 1935, y los vecinos de la emblemática Carrera del Darro en Granada, a los pies de la Alhambra y del barrio del Albaizín, en la orilla del río Darro tuvo lugar una historia que mantuvo en vilo al vecindario durante algún tiempo.

Los lugareños habían empezado a escuchar una serie de espeluznantes gritos durante la noche. El

Granada es una localidad del sur de España, en Andalucía.

Granada es una localidad del sur de España, en Andalucía.

rumor de que un duende se había instalado en aquella zona comenzó a correr como la pólvora, reforzados por las declaraciones de algunos que decían haber visto: una persona pequeña y deforme.

Nadie quería asomarse ni mirar dentro de la bóveda por la que transcurre el río. Las personas mayores decían que se trataba de un alma en pena.

Un demonio, un aparecido que corría de un lado hacia otro del cauce y que parecía flotar en las tinieblas“, aseguraban otros.

Tampoco dudaron en relacionar el fallecimiento de un sereno ocurrido hacía más de cuarenta años, cerca de aquel lugar, con un posible fantasma.

Sin embargo el acontecimiento que provocó que las autoridades intervinieran fue cuando el párroco de la iglesia de Santa Ana, un domingo por la mañana, escuchó alaridos y gritos, al asomarse a la bóveda del río vio a un extraño ser al que calificó como un demonio. Los gritos del sacerdote hicieron que acudieran los vecinos en su auxilio.

Portada de la publicación "Mundo gráfico" de julio de 1935 en la que se reproducían las palabras del párroco de Santa Ana: "He oído lamentos profundísimos que hacían estremecer de terror"

Portada de la publicación “Mundo gráfico” de julio de 1935 en la que se reproducían las palabras del párroco de Santa Ana: “He oído lamentos profundísimos que hacían estremecer de terror”

La revista “Mundo Gráfico” del 31 de julio de 1935, exponía en portada el acontecimiento, y dedicaba un artículo con relatos de los vecinos, junto a una fotografía en la que los vecinos se asomaban al río, y como saliendo de la bóveda un “simpático” fantasma.

En una de sus páginas cuenta, lo que según el autor del artículo, es un relato “fidedigno” de uno de los vecinos que comparaba los gritos que se escuchaban con:

“(…) una serie de chillidos como los que puede producir un mono agobiado por el daño de una mano vigorosa (…)

Esta misma fuente “fidedigna” aseguraba que una noche pudo ver algo que le “turbó la vista originándole un desvanecimiento“:

“(…) De una de las higueras, nacidas a la orilla izquierda del Darro, saltó un animal rarísimo, especie de perro y de mono, que caminaba en dos pies y sacudía una cabezota enorme, con dos orejas terribles, pobladas de pelos larguísimos. (Cuando cayó al río) produjo un chillido feroz que no se me olvidará jamás.”

Los menos creyentes en duendes y demonios, aseguraban que se trataba de un gorila que se había escapado de una de las casetas de feria durante la celebración del Corpus.

El autor del artículo, José Cirre Jimenez, acaba diciendo:

“Mi opinión formal, es que el duende es de carne y hueso”

Y no se equivocaba, “El diario de Madrid” de julio de 1935 contaba la historia real del duende del Darro:

“En la iglesia de Santa Ana, de Granada. Un sacerdote demanda auxilio diciendo que ha visto al diablo vestido con una túnica blanca. Los guardias de Asalto dan una batida y encuentran a una infeliz mujer enferma que es la que profería los lamentos que tanto asustaron al cura. (…) Entre las hierbas del cauce del río, a modo de cama, descansaba el cuerpo de una infeliz mujer, que lanzaba débiles quejidos.”

A pesar de que todo no fue más que un asunto en el que no intervino ningún duende, ni fantasma, ni demonio a pasado a formar parte de la cultura popular, y se sigue hablando del duende del Darro como un ser horrible que profería gritos e incluso algunos, hoy en día, sienten temor al pasar cerca de la bóveda.

Enlaces del artículo

Datos del artículo

  • El río Darro es un corto río que transcurre por la provincia de Granada, comunidad autónoma de Andalucía, España.
  • Granada es una ciudad y municipio español, capital de la provincia homónima.